Llamado a Concurso para Residencia Médica en Clínica Quirúrgica Llamado a Concurso para Residencias 2017 Llamado a Concurso para Residencias 2017 Beca de Cirugía Bariátrica Curso de Preparto Lavado de Manos Donar sangre salva vidas

Capilla

La Capilla del Hospital Italiano Regional del Sur se encuentra abierta las 24 horas del día los 365 días del año, guiada por las Pequeñas Hermanas de la Sagrada Familia.

Horarios de Misa:

Martes a viernes:

7:30 horas

Domingos:

18:00 horas

Todos los días:

16:00 horas - Santo Rosario

19:30 horas - Adoración a Jesús Eucaristía

PEQUEÑAS HERMANAS DE LA SAGRADA FAMILIA

El "Instituto de las Pequeñas Hermanas de la Sagrada Familia" fundado en el año 1892 en Castelletto di Brenzone (Italia), por el Beato José Nascimbeni con la colaboración de la Madre María Dominga Mantovani, comenzó su actividad misionera en Bahía Blanca en 26 de noviembre de 1949.

Las Pequeñas Hermanas de la Sagrada Familia ingresaron al Hospital Italiano Regional del Sur el 7 de Junio de 1964, IV fundación de labor sanitaria y eclesial de la Congregación.

La colectividad italiana, numerosa en la ciudad de Bahía Blanca, fiel a sus ancestros, propuso que Hermanas de su mismo origen itálico trabajaran en el Hospital.

Las religiosas arribaron a Argentina en el año 1949, en su mayoría se habían graduado de enfermeras. La capacidad para adecuarse a distintas disciplinas y resolver profesionalmente casos de urgencias, junto al plantel de médicos del Hospital favoreció el ingreso.

Si aceptamos que el enfermo es una unidad psicosomática, valoramos más la presencia religiosa y de su influencia en la palabra, el Amor a los hermanos sufrientes que ellas esparcen, aromando sus tareas. En la oración, fuerza espiritual, donada en la mirada que comprende, en la mano que acaricia, en la actitud tierna que emerge siempre de seres elegidos por el Señor.

Descontamos por supuesto, que el cuerpo está atendido científicamente con la máxima probidad.

HOSPITAL ITALIANO: UN MILAGRO PARA LARITA

En el cumplimiento del mandato AMORE SANITAS (sanar con amor) que encabezaba el escudo del H.I.R.S., son muchas las personas que brindaron su Fe, sabiduría, dedicación, éxitos científicos y sobre todo un gran amor al prójimo, que dio como resultado en innumerables ocasiones anécdotas de enorme bendición para los pacientes, recién nacidos, familiares, profesionales y a todos aquellos que de una u otra forma hicieron durante 50 años del Hospital Italiano una institución de excelencia en la salud.

Sin dudas el hecho que resume esas vivencias que Dios ha regalado al H.I.R.S. a través de su personal de todos los niveles, es la historia de Lara Belén Pascal. Larita nació el 5 de marzo de 1999 con 2.400 grs. y con una gran vitalidad que la hacía muy inquieta. Un día después mientras estaba en el regazo de su mamá, Lara inesperadamente cayó al piso.

EL cuadro no podía ser más dramático, se le diagnosticó traumatismo de cráneo, con hemorragias internas y un coágulo cerebral, sus signos vitales decaían. Ante la desesperación de sus papás Rosana y Sergio, y la preocupación de los médicos y personal para dar solución a tan terrible cuadro en el que no se podía operar ni hacer mucho más, la hermana Lisa Antonia Pierini empezó a rezar pidiendo para su recuperación la intercesión de Fe a la Madre María Mantovanni (1862 - 1934). Las Hermanas bautizaron a Lara con Aguas del Socorro y apoyaron una medalla de esa religiosa sobre la bebé.

Luego de una convulsión inicial, Lara normalizó sus signos vitales enseguida y los estudios posteriores mostraron que Lara estaba curada. El día 10 de marzo fue dada de alta. La hermana Lisa con la anuencia de los papás elevó el hecho al Vaticano y luego de cuatro años de las visitas y el análisis de la curación por los enviados de la Santa Sede, se beatificó a la madre María Mantovanni, por el milagro de Lara Belén Pascal.

El 27 de abril de 2003, en la Plaza San Pedro del Vaticano en Roma, el Papa Juan Pablo II oficializó el milagro de Larita, besó su cabecita ante la presencia de sus papás, una delegación del H.I.R.S. y 60.000 personas presentes en la plaza.

Este fue el primer milagro reconocido en la historia Argentina y sucedió en el Hospital Italiano Regional del Sur.

NOTA DEL AUTOR: Agradezco a Rosana y Sergio, los padres de Lara Pascal, su testimonio y colaboración.

Derivaciones Hacia el Hospital Italiano Regional del Sur